Joselu firma el primer triunfo ‘perico’ en Cornellà

Triunfo balsámico para el Espanyol. Tras ser el peor local en el inicio de Liga, sumando un único punto en cuatro encuentros, por fin el equipo de Diego Martínez le brindó una victoria a su público.

Para lograrlo, dominó con autoridad, especialmente en la primera mitad. Los de Diego Martínez fueron intensos e incisivos, pero les faltó pegada de cara a gol. La primera oportunidad la tuvo el omnipresente Darder, que enganchó el esférico de volea desde la frontal, pero Feddal la sacó entre protestas de una inexistente mano.

Los blanquiazules, de rosa en apoyo a las mujeres con cáncer de mama, no paraban de intentarlo. Puado se durmió ante la meta rival, posibilitando la intervención de un providencial Escudero, y más tarde golpeó con violencia un balón que Masip despejó con firmeza, sin despegar los pies del verde.

El Valladolid asomó poco por la meta local, prácticamente en una única ocasión en los primeros cuarenta y cinco minutos. Fue en una larga carrera de Sergio León que acabó en una buena intervención de Lecomte yendo al suelo. Al filo del descanso, Joselu respondió con un testarazo fuera, justo después de que Feddal salvara un pase de la muerte.

Otra historia aconteció en la segunda mitad, con un Valladolid respondón, que salió decidido a contestar el dominio que había mostrado el Espanyol en la primera parte. De esta forma llegaron los primeros acercamientos, aunque demasiado tímidos para concretarlos en el marcador. En la zurda de Iván Sánchez nacieron algunas de las mejores ocasiones, pero ninguna con demasiado peligro.

Parecía que el Valladolid podía tener opciones reales de llevarse el triunfo cuando apareció el máximo goleador nacional. Brian Oliván vislumbró que un avión pedía pista en el área visitante, y Joselu se levantó por encima de todos para enviar el balón a las mallas con un poderoso frentazo.

Tras el tanto, el Espanyol se limitó a guardar la renta, manteniendo a ralla a un inofensivo Valladolid que ni siquiera se acerco a la meta de Lecomte.

Leer más 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.