Por qué todas las influencers copian la melena de la danesa Emili Sindlev (y no, no es casualidad)

Lucir un melenón -ya no solo con un largo medieval, sino con unas ondas a la altura y su correspondiente volumen- se ha convertido en la más férrea alternativa a las melenas bob en todas sus variables. Parte de la explicación de esta férrea defensa de las melenas de princesa podría explicarse con la consolidación de mermaid hair inspirado en Daryl Hannah, aquellas tenacillas triples que se hicieron virales o el efecto con retardo de la melena XXL de Blake Lively en la Gala Met.

La otra opción, y en realidad la más plausible por la repercusión instagrameable de todos sus post y paseos por las semanas de la moda de medio mundo, es que Emili Sindlev inspire los looks de todas influencers que han convertido de la melena rubio platino, extralarga, ondulada en zigzag y con la raya en medio su original nuevo look.

Emili Sindlev, en la Semana de la Moda de Milán. (Imaxtree)

No se precisa de una demostración científica para detectar que cuando Chiara Ferragni se pone algo, automáticamente se cuela en el radar de tendencias internacionales, bien sea una sombra de ojos, un crop top o un café. La influencer italiana, que cuenta con 28 millones de seguidores solo en Instagram, se dejaba ver en varios desfiles de la Semana de la Moda de Milán, especialmente en el de Roberto Cavalli, con la misma melena ondulada con la que saltara a la fama Emili Sindlev. La italiana incluso protagonizaba una de las campañas de Pantene en colaboración con Moschino luciendo el cabello en su versión más frondosa y con unas geométricas ondas al estilo de la danesa.

Pero, ¿quién es Emili Sindlev?

A su jovencísima edad, pues tan solo tiene 26 años, Sindlev puede presumir de ser una de las estilistas más precoces del panorama fashionista, siendo además poseedora de una impronta única. Nadie domina el color como las danesas -algo que hemos aprendido gracias a las semanas de la moda de Copenhague-, pero en el caso de Emili Sindlev su mezcla sin miedos de colores, volúmenes y estampados es tan única e identificable como los looks icónicos de Olivia Palermo.

Emili Sindlev, en la Semana de la Moda de Copenhage. (Imaxtree)

Inseparable de ese ecléctico estilo -que sí, también ha sido copiado hasta la saciedad- es su melena. La danesa acostumbra a lucir su cabello al natural simplemente marcando la raya en el medio y evitando el frizz, por lo que ni secador ni cepillo entran en el juego. Al tener un pelo rizado y seco, el volumen genuino no tarda en hacer acto de presencia. Hasta aquí llegaría el misterio de la melenaza de Sindlev si no fuera porque de cara a una semana de la moda, una gala o un post de Instagram, la estilista potencia la forma de su rizo natural, acentuando ese movimiento eléctrico base de las ondas en zigzag.

A diferencia de otras influencers, Emili Sindlev no acostumbra a revelar sus secretos de belleza capilar y justifica su hermosa melena con su genética y cuidados habituales, a lo que no nos extrañaría que sumara el uso de aceites secos o sérums, cosméticos básicos en cualquier cabellera rizada.

El éxito del look Sindlev ha hecho que otras influencers más allá de Chiara Ferragni, como Teresa Andrés Gonzalvo o Leonie Hanne,hayan adoptado su característica melena como look con el que pasearse por las diferentes semanas de la moda.

Teresa Andrés Golzalvo, en el desfile de Ermano Scervino. (IPA/Sipa USA/Cordon Press)

Del mismo modo que los moños bajos de Caroline Daur o la microcoleta de la propia Hanne, las características ondas en zigzag que incorporan volumen a la melena de sirena que surgen de forma casi natural del cabello de Emili Sindlev se han convertido en un peinado ‘marca blanca’ que incorporar a cualquier look. Sin copyright, solo una inspiración por la que Sindlev no recibe más que el honor de haber puesto de moda un peinado.

La era de las ondas

Resulta cuanto menos curioso que el cabello rizado, en todas sus variantes, texturas e intensidades, haya pasado de ser una línea que se cubría y domaba a ser el epítome del fashionismo. Las tenacillas 3xl se vuelven virales, los rulos calientes vuelven a estar de moda y la Kaia Gerber se llena la cabeza de extensiones de rizo pequeño para cuadruplicar el volumen de su melena. Es oficial: los rizos están de moda por primera vez desde los años 80.

Precisamente looks como los de la Gala Met, con Gerber y Blake Lively apostando por exuberantísimas melenas rizadas para culminar la noche más importante de la moda, lo confirmaban. Surgía entonces la tendencia beauty quizá más bonita y evocadora de los últimos años, las melenas Botticelli o prerrafaelistas, en un guiño a las densas y ondulantes melenas de los pintores del Renacimiento italiano o de los críticos pintores ingleses del XIX, que acaparaban titulares y se posicionaban entre los estilismos con más likes.

Emili Sindlev, consciente de que su melena de sirena danesa -por otro lado, lugar originario del cuento de ‘La sirenita’- se convertía en lo más imitado, le daba también una oportunidad a la voluminosa melena Botticelli.

Fuente: https://www.vanitatis.elconfidencial.com/estilo/belleza/2022-10-09/melena-rubia-ondas-emili-sindlev-influncers-copian_3502997/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.